María José Voltes

Obra en Playa de Ákaba

María José Voltes nació en Barcelona. Estudió administración de empresas en la UB y en IESE. En 2014 publicó su primera novela «Los cisnes no tienen alma, los violines sí». A raíz de esta escribió numerosos relatos sobre música clásica. En 2016 colaboró en la antología de Playa de Akaba «Ulises en la isla de Wight», un sentido homenaje a la música de todo tipo. En «La luna huele a lavanda» se aleja de esta línea, volviendo a la narrativa tradicional, que une pinceladas de experiencias y reflexiones profesionales a una historia de ficción que podría ser muy real.

«Escribir responde siempre a una necesidad interna. Siempre hay un detonante que inicia ese proceso y que responde a algo que aún no has expresado o que tienes danzando por la cabeza. No está en mis manos el afirmar si lo que yo escribo tiene valor literario. Solo aspiro a crear o contar historias y a hacerlo aceptable y dignamente. Por supuesto siempre es agradable descubrir a un tercero que disfruta de lo que he publicado o que comparte mis ideas o mis gustos, pero de la misma manera hay que aceptar que no sea así y que además esa opinión sea más o menos rotunda. En cualquier caso la conexión que se crea entre dos grandes desconocidos como son el autor y el lector para mí es mágica, incluso cuando yo misma soy las dos partes».